El estudio puede resultar una labor complicada, sobre todo cuando dedicas muchas horas y no obtienes los resultados que esperas. Es frustrante pensar que todo el tiempo invertido no ha servido de nada. Si llegas a este punto lo mejor es replantearse el método, despejar la mente y empezar de nuevo. 

PILAR ZARZALEJO

Para el opositor es muy importante aprovechar el tiempo de estudio, pues el tiempo corre y no puede ser en vano. Por ello, en esta entrada te contamos algunos consejos que puedes seguir si tu rendimiento no es el adecuado. 

En primer lugar, es conveniente tener una vida activa. Realizar ejercicio y comer sano ayudará a mantener un rendimiento cognitivo equilibrado. Diversos estudios han demostrado que realizar actividad física tiene un impacto directo en la estimulación de algunos componentes celulares y moleculares del cerebro. (Ramírez W., Vinaccia S. y Suárez G.R. «El impacto de la actividad física y el deporte sobre la salud, la cognición, la socialización y el rendimiento académico: una revisión teórica». Revista de Estudios Sociales, n.o 18 (2004): 67-75.)

Prepara el material de estudio, es decir, retira todo aquello que no vayas a necesitar para estudiar esa materia, pues supondrá una distracción y, probablemente, sientas que se te acumula el trabajo. En relación a esto, asegúrate de que el ambiente es adecuado, te ayudará a motivarte para empezar a estudiar. Evita los espacios ruidosos o muy recargados. Despeja tu lugar de estudio e intenta que la iluminación sea adecuada. 

Asimismo, márcate objetivos. Organiza tu tiempo de estudio a diario e intenta cumplir un horario. Divide el temario si es necesario, así no será una tarea muy árdua memorizar aquellos temas que se te compliquen. Un consejo que puedes poner en práctica en estos casos es cronometrar el tiempo que tardas en memorizar un tema, de forma que focalices toda tu concentración únicamente en lo que estás aprendiendo. Así conseguirás superar de forma un poco más amena aquellos temas que sean muy densos. 

Dedica tiempo a planificar, mantener un orden en el estudio es de vital importancia cuando el tiempo apremia. Ordena el contenido para que encuentres fácilmente la lógica. Eso te ayudará a encontrar el contenido en tu mente más rápido a la hora de desarrollar en el examen. Un consejo que puede serte útil, es estudiar siempre en las mismas franjas horarias, así, con el tiempo te acostumbrarás a este horario y no necesitarás prepararte mentalmente. 

Puedes utilizar herramientas digitales como Trello o Google Calendar para la planificación del temario. Te recomendamos dividir las materias por días, de esta manera no te cansarás del contenido. Por ejemplo, si estás preparando CSACE dedica un día o una parte del día al temario, otro al idioma o al caso práctico y así sucesivamente. 

Haz descansos. Sabemos que las jornadas de estudio son muy intensas, y que sientes que no puedes perder ni un minuto. Pero más vale tiempo de calidad que horas y horas desperdiciadas. Cuando sientas que estás muy saturado, para. Sal de la habitación, a la calle si puedes, conversa con algún familiar. Y cuando estés despejado y te encuentres con más energía, sigue estudiando. No desistas. 

Cuenta contigo, conócete. ¿Durante cuántas horas eres capaz de mantener la concentración? ¿Existe alguna materia que se te atragante? ¿Cuánto tiempo puedes dedicar al estudio? Todas estas preguntas son necesarias para, en relación con todo lo anterior, organizar y aprovechar mejor tu tiempo. 

Otro factor importante es evitar las distracciones. Apaga el móvil, la televisión, cualquier elemento que pueda provocar distracciones. Si no lo tienes a la vista, no te vas a acordar de ello cuando estés más concentrado. Antes de ponerte a hacer cualquier actividad, prioriza. ¿Es más importante eso que estás apunto de hacer o el estudio? Intenta tener claro el orden de preferencia de tus actividades diarias, así el tiempo que destines a estudiar será más productivo. 

Igualmente, puedes utilizar música o ruido blanco para mantener la concentración en caso de que tus pensamientos tengan más peso que lo que estás estudiando. Existen listas de reproducción para estudiar con sonidos ambiente o música relajante. 

Si estás preparando con nosotros tu oposición de forma presencial o telepresencial, recuerda seguir los consejos de nuestros preparadores y dedicar tiempo a las tareas y actividades que se mandan, pues ellos conocen vuestro ritmo de estudio. 

Esperamos que nuestros consejos te sirvan y si los pones en práctica cuéntanoslo en comentarios. Nos encantará leeros y poner experiencias en común.

 

 

Pilar Zarzalejo es Graduada en Turismo y estudiante de Marketing Digital y Derecho. Actualmente es asistente de marketing en SKR. Muy fan de la ley de la relatividad y practicante de la ley de Murphy.

 

 

 

Artículos relacionados:

¿Miedo a quedarte en blanco en el examen? Mejora la memorización en la oposición con estas técnicas
El desgaste emocional de los opositores: «La gente va evolucionando a tu alrededor y tú sigues en ese escritorio»
¡Solo es un examen! Pero si te la juegas el 6 de noviembre te conviene leer estos consejos…
«La enseñanza más positiva que te puedes llevar como opositor es la demostración propia de lo que eres capaz»
Devenir funcionario. La condición del opositariado II – Normalización: la condición intelectual

 

Nuestra página web usa cookies que recolectan información sobre los usuarios visitantes que ayudan a mejorar nuestra página web, analizando, mostrando contenido de redes socailes y publicidad relevante. Por favor mira nuestra página cookies para recibir más detalles o clicka en el botón aceptar.

Ajustes de Cookies

Abajo puedes seleccionar que tipo de cookies prefieres permitir en esta página web, clicka en salvar los ajustes para aplicar tu selección.

FuncionalNuestra página web usa cookies funcionales. Estas cookies son necesarias para permitir el correcto uso de nuestra página web.

AnalíticasNuestra web usa cookies analíticas para poder analizar nuestra página web y optimizarla para una mejor usabilidad.

Redes SocialesNuestra página web utiliza cookies de redes sociales para mostrar contenido de las mismas, estas cookies pueden rastrear datos personales del usuario.

PublicidadNuestra página web recoge cookies de publicidad para poder mostrar publicidad de terceros basados en tus intereses, Estas cookies pueden rastrear datos personales del usuario.

OtrasNuestra página web usa cookies de terceros que no son analíticas, redes sociales o publicidad.